lunes, 18 de noviembre de 2013

J. M. Coetzee: "Biblioteca personal"

La primera parte de esta historia la conté en esta columna a comienzos de año. En septiembre de 2012 invité al Premio Nobel de Literatura 2003, J. M. Coetzee, a Colombia. Enseguida la Universidad Central, por intermedio de su pasado rector, Guillermo Páramo Rocha, me dio el aval. En abril de 2013, Coetzee vino. Fue un éxito y, sobre todo, muy útil. Cada vez que rompemos el cerco, sumamos puntos en contra del ancestral aislamiento colombiano.
Ahora, tengo nuevas noticias acerca del maestro J. M. Coetzee. Aunque Colombia figura en algunas de sus obras –por ejemplo, Diario de un mal año-, nunca como ahora parece estar cerca de nosotros. Y esta vez lo será por vía Argentina.
En alguna visita a Buenos Aires, al Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (MALBA), su directora María Soledad Constantini, le propuso a Coetze que armara su “biblioteca personal” con los libros que él considerara básicos en su vida de escritor, que ella, como codirectora de la editorial El hilo de Ariadna, los publicaría bajo el sello de “Biblioteca Personal” de J. M. Coetze. Algo parecido a la biblioteca de Borges, pero con un matiz especial: la de Borges fue un listado de obras universales que a él le parecían importantes. Ahora, son los libros que un autor de la talla de Coetzee considera básicos en su proceso de creación literaria. Interesante para cualquier lector y muy importante para los aprendices de escritores.
Bueno, la primera parte –el primer tercio de esa “Biblioteca personal” de J. M. Coetzee- se presentará en una conferencia de prensa, presidida por los directores de la editorial, Leandro Pinkler y María Soledad Constantini, en la sede del MALBA, pasado mañana, en Buenos Aires. Entiendo que no estará Coetzee, pero la noticia es que él y Soledad sí estarán en Colombia para el lanzamiento de la colección en la Feria del Libro de Bucaramanga (agosto de 2014), y luego en Bogotá (Universidad Central y, posiblemente, otra institución, por confirmar).
En un momento en el que la edición digital amenaza la posibilidad de acariciar la belleza de un libro hecho con cartón, papel, linos, hilos, pinturas y separador de cinta, esta colección de El hilo de Ariadna nos regresa a esa realidad: tapa dura, formato grande (25x17.5), letra e interlineados generosos, portadas ilustradas con cuadros, seleccionados por Coetzee, del pintor norteamericano, tan caro a latinoamérica, Frederic Edwin Church, 1826-1900). Sólo un esteticista que piensa, como Coetzee, y una directora de arte, como Soledad Constantini, podrían haber hecho esto. De los 12 autores seleccionados por J. M. Coetze, los primeros cuatro editados son: Nathaniel Hawthorne, Heinrich von Kleist, Robert Musil y Gustave Flaubert, con títulos que pronto mencionaré.

(Publicado en Diario del Huila, Neiva, 16 de noviembre de 2013).




1 comentario:

. dijo...

Buenas tardes, He seguido esta publicación, pero nadie me ha dicho cuando, dónde o con quién se pueden conseguir estos ejemplares en Colombia.

¿Usted me podría ilustrar cuanto debo esperar a que lleguen o donde puedo adquirirlos en Colombia?

Quedo agradecido.