lunes, 14 de marzo de 2011

David Viñas (Buenos Aires, 1929-2011)

Me hubiera gustado conocer a David Viñas, o al menos haberme escrito con él, como lo hice con Haroldo Conti. Esa fue una generación de escritores con dignidad, lo cual no significa ser, necesariamente, buenos escritores. Pero ellos fueron ambas cosas. Fueron grandes escritores y con dignidad. Eso que les hace falta, hoy, a muchos escritores. Incluidos algunos Nobel.
David Viñas, el autor de novelas como Los dueños de la tierra (1958), Hombres de a caballo (1967) y de Cuerpo a cuerpo (1979), doctor en literatura, el fundador de revistas, crítico y dramaturgo, el actor de cada día y el hombre del café, murió el jueves de la semana pasada en su Buenos Aires. Lo recuerdo muy bien cuando, en 1991, le preguntaron si no era tonto o una babosada rechazar la beca Guggenheim y David Viñas respondió: "Es un homenaje a mis hijos. Me costó vinticincomil dólares. Punto". Sus hijos María Adelaida y Lorenzo Ismael fueron "desaparecidos" por la dictadura militar en los años setentas.
Viñas alcanzó a conocer la edición reciente de su novela Los dueños de la tierra en formato de cómic, de novela gráfica, una empresa que Ediciones De la Flor (Daniel Divinsky) comenzó en Argentina con Viñas y Camus.

No hay comentarios: