sábado, 9 de mayo de 2009

Un minicuento de Óscar Flórez Támara


El hombre

El hombre se acercó. Abrió el portal de su pernsamiento dos veces. No encontró nada. Luego despertó para darse cuenta que durante toda su vida no había soñado.

Tomado de: Rubén Darío Otálvaro, Comp., Antología del cuento corto del Caribe colombiano, Montería, Universidad de Córdoba, 2008. (Óscar Flórez Támara nació en Sincelejo, Sucre, Colombia).

4 comentarios:

psicoisapecat dijo...

¡Qué filosófico! y cierto a la vez. Es una ocasión en que el poeta Dario invita a detenerse para reflexionar.
Gracias. Isabel

Anónimo dijo...

Isaías, te dejo otro cuento corto

Cuando despertó, presintió que todos habían muerto. Tan rápido como su computador se lo permitió se conectó. En efecto, todos habían caído. Desde aquel día dejó de jugar Travián

S.Mángel dijo...

Rotundo.

yeraldin payares dijo...

oscar escribes muy lindo eres un maestro no conocia esa parte tulla sique asi tienes una admiradora mas en todo te quiero. yeraldin