sábado, 24 de enero de 2009

Un cuento de Guillermo Bustamante Zamudio

Convicción de justicia


Un hombre fue culpado de un delito que no cometió.
El había visto complacido cómo, en los últimos años, la justicia de su país se hacía cada vez más enérgica y las penas se volvían bastante severas. Siempre estuvo orgulloso de este proceso y lo expresó, con buen espíritu cívico, participando de todo acto por el cual el pueblo aprobaba las acciones gubernamentales.
Condenado a muerte, le molestaba no poder probar su inocencia. Escapó de prisión y, en pocos días, atrapó y entregó al malhechor, a quien un jurado condenó inmediatamente a la pena capital.
En su nueva situación, se le volvió a juzgar; esta vez por escapar de prisión, burlar a la justicia, no obedecer a los llamados que se le hacía y por apersonarse de asuntos oficiales. Encontrado culpable, fue sentenciado a muerte. Pero esta vez no mostró contrariedad alguna.

Este cuento, “Convicción de justicia”, hace parte del libro Convicciones y otras debilidades mentales, de Guillermo Bustamante Zamudio (Cali, 1958), libro ganador del Premio Jorge Isaacs (Cali, 2002). El autor es cofundador con Harold Kremer de la revista Ekuóreo, primeros impulsores en Colombia del cuento corto, minicuento o minificción. En la actualidad, trabaja como profesor de la Universidad Pedagógica Nacional de Colombia, con sede en Bogotá. Autor, también, con Harold Kremer, de la Antología del cuento corto colombiano.

1 comentario:

A. Schiz dijo...

Una recreaci´øn corta de la estructura narrativa kafkiana. la inexorable lógica que no puede escapar hacia el sentido común de la cinematografía hollywoodiense.